Home / Noticias / Música / El glorioso retorno de Katy Perry a Chile

El glorioso retorno de Katy Perry a Chile

Cuando era pasadas las 21 horas, justo en el momento en que el publico se comenzaba a acostumbrar a la idea que la artista se demoraría más de lo pensado, las luces de la pista Atlética del Estadio Nacional se apagaron. Los gritos y los celulares afloraron inmediatamente. Katy hizo una gran entrada como correspondía. Comenzó con Witness, titulo de su último álbum y que también le da el nombre del Tour.

Siguiendo con su ultimo trabajo, cantó Roulette, haciendo un leve retroceso con Dark Horse, para luego regresar a Witness con Chained to the Rhythm. El show completo estuvo dividido en seis actos, los que se marcaban por intermedios audiovisuales y por supuesto cambios de vestuario.

En el segundo acto, hizo un flashback volviendo al rededor de diez años atrás donde canciones como, Teenage Dream, Hot N Cold/ Last Friday Night (T.G.I.F), California Gurl, I Kissed a Girl, eran las favoritas de las radios y que marcaron muchos recuerdos de fiestas y veranos de quienes eramos unos adolescentes en esa época.

Sin embargo, Katy no se olvidó de sus fan más jóvenes, las cuales llegaron vestidas con sus propias versiones de la cantante, cantando canciones como Déjà Vu, Tsunami, E.T., Bon Appétit, a la  cual agregó un final de la canción de Janet Jackson, “What Have You Done For Me Lately” de 1986. En un cuarto acto bajamos un poco las revoluciones, coreando y disfrutando los cuadros plásticos que marcaron Wide Awake, Save As Draft y Power.

Ya en un quinto y ultimo acto, Perry, se puso nostálgica y nos deleitó con una pieza audiovisual, la que incluía elementos ochenteros con el juego Pac Man como personaje principal. Así seguimos con una canción que se puede considerar ya un clásico pop,  Part of Me, para dar paso a uno de sus más grandes éxitos del álbum Witness, Swish Swish y seguir con Roar, el cual comenzó con intervenciones de la canción del musical Annie, “Hard Knock Life”, con la que se despidió brevemente hasta que volvió en gloria y majestad para el Bis, el cual estuvo a cargo de Firework.

Como anécdotas, se puede contar que Katy intentó hablar en español, lo que no pudo lograr y lo que ella utilizó para reírse de sí misma. Además estuvo la interacción con “Shark”, la cual dio el toque de humor al show, además del regalo de las pelotas a todos quienes alcanzaron una. Sin dudas la puesta en escena es un punto aparte, ya que si Katy es un show en solitario, sus bailarinas y acompañamientos fueron los condimentos que hicieron de esta una presentación completa.

Desde la perspectiva de los fanáticos, solo hubo elogios, agregando solo una crítica, faltaron canciones que muchos esperaban cantar, como por ejemplo, Hey, Hey, Hey y the one that got away. Pero sin dudas, Katy cumplió con lo que se esperaba y mucho más! Agradecemos a DGmedios por traer a tan excelente artista a nuestro país.

Fotografías: DG Medios/ Jaime Valenzuela

 

About admin

Lea también

Maroon 5 se tomará el medio tiempo del Super Bowl

Según la revista Variety, en la próxima versión del Super Bowl que se llevará a …

Dejanos tu comentario