Home / Noticias / Tecnología / Máscaras 3D para niños quemados: los avances en el tratamiento de las cicatrices de los más pequeños

Máscaras 3D para niños quemados: los avances en el tratamiento de las cicatrices de los más pequeños

Máscaras 3D para niños quemados: los avances en el tratamiento de las

cicatrices de los más pequeños

Las quemaduras pueden ser causantes de las cicatrices más profundas y dolorosas que un ser humano pueda soportar en la vida y que llevan a los pacientes de cualquier edad, a un proceso de recuperación con cirugías que pueden durar mucho tiempo.

Pero cuando el paciente es niño, el dolor para él y sus padres es peor, por lo que buscar una alternativa, se hace necesario. Es en este contexto donde aparece el tratamiento para niños con cicatrices por quemaduras, que tiene como objetivo principal lograr que sus cicatrices e injertos permanezcan planos, blandos y flexibles para lograr así que estas cicatrices acompañen el crecimiento de nuestros pacientes y no lo limiten. Esto se logra mediante la aplicación de una presión mecánica externa sobre las cicatrices, es decir con el uso de compresión.

 “Cuando tenemos pacientes que presentan cicatrices faciales ya sea por quemaduras o traumatismos evaluamos la opción de utilizar máscaras compresivas rígidas, ya sea de acrílico o con impresión 3D en termoplástico, o la utilización de un sistema de compresión elástico a medida, como son las mentoneras y gorros de lycra importada. Estos tratamientos son personalizados, requieren de un control periódico y por estar trabajando con niños involucra a su entorno, familia y cuidadores”, señala Ilsen Medina, directora de Dermokine.cl, clínica especializada en el tratamiento de cicatrices.

Los beneficios de las Máscaras 3D  

Sin embargo, aún con esta facilidad y con la técnica que les cambia la vida, igualmente se presenta un problema, que es tomar el molde, para lo cual algunos pacientes muy pequeños deben ingresar a pabellón, para lograr este modelo.

Es aquí donde la tecnología 3D juega un papel fundamental. La profesional señala que la principal diferencia en el momento de elegir el material de la máscara a utilizar en la toma de molde. Para tomar un molde de yeso y confeccionar una máscara de acrílico, es necesario que el niño se mantenga quieto por lo que en caso de los más pequeños implica tomar este molde en pabellón con anestesia o en urgencias bajo sedación. “Debido a esto y considerando el bienestar de nuestros pacientes y la tranquilidad de sus familias es que buscamos la alternativa de una manera simple y rápida de obtener este molde sin que el niño deba entrar a pabellón. Así llegamos a la tecnología 3D”, señala la profesional.

“En nuestra consulta realizamos un scanner con un IPad durante aproximadamente 10 segundos a la carita de nuestro paciente, así obtenemos la imagen sobre la cual trabajaremos directamente con un software dando mayor precisión según las necesidades del tratamiento. Una vez que la imagen está lista se envía a imprimir la máscara. Esta impresión se realiza en un material llamado PLA, que es un tipo de termoplástico. Y la máscara queda lista para iniciar el tratamiento. También está la opción de Hidrografiar la máscara, esto es colocar una lámina en la cara externa de la máscara para “decorarla” por ejemplo con imágenes infantiles, minnions, colores, dibujos. Estos detalles son fundamentales para relacionarnos con los niños, se logra una máscara personalizada y amigable que garantiza una mejor tolerancia y adhesión al tratamiento”.

La profesional agrega además que cada vez esta tecnología 3D va a ser más accesible para las personas que lo necesiten, además que los avances en esta línea son cada día más impresionantes.

Si quieres más información puedes ingresar a www.dermokine.cl.

About admin

Lea también

Disputa en el mundo tecnológico sobre la continuidad de los Smatphones

Hoy en día vivir sin un smartphone es casi imposible, ya que todos poseen uno …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *