Home / Noticias / Música / Phil Collins, simplemente ESPECTACULAR

Phil Collins, simplemente ESPECTACULAR

En buen chileno solo sandía calada, así fue el concierto de Phil Collins en Chile. Un Estadio Nacional repleto, público de todas las generaciones llegaron a la cita con un británico que, rompiendo con toda tradición, salió con un retraso que obviamente se perdona, simplemente porque el espectáculo que presentó ha sido uno de los mejores que se ha visto en años.

Como un appetizer de lo que se vendría después, The Pretenders calentaron el ánimo y el cuerpo de los que llegaban en masa a presenciar el show de Collins. Canciones como Don’t Get Me Wrong, Back To The Chain Gang y I’ll stand By You, bastaron para que los que aún un tanto perdidos reconocieran a esta gran banda de los 80’s.

Ya entrando de lleno a lo que fue Phil Collins, tenemos que pensar que tuvieron que pasar 23 años para volver a presenciar un show de este nivel, el cual comenzó  al rededor de las 21.30 de la noche con el hit Against All Odds, para seguir con Another day in a Paradise. La interacción con el público -mayormente en ingles- fue ovacionada por las 60 mil almas que vibraron con cada palabra que salía de la boca del artista.

Un músico completo, que se mostró muy relajado, como quien está en el living de su casa, con un nivel vocal impresionante siguió con singles como I missed again, Hang In Long Enough. Siguió con un merecido homenaje a su ex banda Genesis, con canciones como Throwing It All Away, sin embargo no fue si no hasta que interpretó Follow You Follow Me, que se proyectaron imágenes en las que se pudo ver la banda incluyendo a su compañero Peter Gabriel.

Los puntos más álgidos del concierto estuvieron de la mano de In The Air Tonight, Sussudio, Easy Lover, canciones que marcaron las vidas de quienes disfrutaron, gritaron y saltaron con cada una de ellas.

Cabe destacar la gran actuación de los 13 músicos que le acompañaron durante esta gira, incluyendo a su hijo Nicholas Collins de 16 años, quien heredando el talento de su padre dejó a todos con la boca abierta tocando la batería, como dijo su padre “como los dioses”

Ya en la culminación de este gran espectáculo, luego del bis, Collins regresó al escenario  para intepretar Take me home acompañado de un show pirotécnico que, contrario a lo que se podría pensar, no fue demasiado, al contrario, fueron la guinda de una gran torta.

Sin dudas, Phil Collins nos vino a recordar, que como el mismo lo dijo en su autobiografía, aún no está muerto.

Nota: Ismael Pereira Calderón

Fotografías: DG Medios / Jaime Valenzuela

 

About admin

Lea también

Premios Pulsar 2018: Gepe y Mon Laferte lideran las nominaciones

En un evento realizado en la Sala SCD Bellavista, se dieron a conocer los artistas …

Dejanos tu comentario