Piden al FBI que investigue a la popular aplicación FaceApp

379

Se llama FaceApp, se ha convertido en el programa líder de las principales tiendas de aplicaciones del mundo y, para el Partido Demócrata de Estados Unidos, también en un peligro. El Comité Nacional ha pedido a todo el personal de los equipos de campaña de los candidatos presidenciales que borren inmediatamente esa app que, entre otras prestaciones, sirve para envejecer el rostro de cualquier persona en una fotografía, ofrece una política de privacidad de escasas garantías y, lo más inquietante para los políticos estadounidenses: tiene los servidores en Rusia. El líder demócrata en el Senado, Chuck Schumer, ha pedido al FBI y la Comisión Federal de Comercio que la investiguen.

“Escribo para expresar mi preocupación respecto a FaceApp, una aplicación de móvil con sede en San Petersburgo, Rusia, que podría suponer riesgos de seguridad nacional y privacidad para millones de ciudadanos estadounidenses”, afirma Schumer en una carta enviada este miércoles a los Federales y la Comisión de Comercio. “Sería profundamente preocupante si la información personal sensible de ciudadanos de EE UU se proporcionase a un poder extranjero hostil activamente involucrado en ciberhostilidades contra Estados Unidos”, añade.

El Departamento de Justicia y los servicios de inteligencia estadounidenses consideran probado que el Kremlin puso en marcha una campaña de injerencia para las elecciones presidenciales de 2016 a base de propaganda y ciberataques, como el robo de correos electrónicos al Comité Nacional Demócrata. El objetivo era favorecer la victoria del republicano Donald Trump denigrando la candidatura de su rival, Hillary Clinton.

El acceso que la aplicación de moda pide a los usuarios es, alerta Chuck Schumer, “completo e irrevocable”. En concreto, al aceptar las condiciones de uso, el cliente asume que los datos a los que da acceso también pueden ser cedidos a terceros, pero no se especifica la utilización que estas compañías pueden hacer de ellos. “Pido al FBI que analice que los datos personales de millones de estadounidenses pueden acabar en manos del Gobierno ruso o entidades vinculadas al Gobierno ruso”, añadió el senador.

Fuente: www.elpais.com